MÉNAGE À TROIS

De repente me encuentro aburrida frente al ordenador, una tarde más buscando en “Tinder” una nueva pieza que devorar.